Saltar al contenido

Vitamina D3: Para qué sirve, Beneficios, Contraindicaciones.

Últimamente se habla mucho de los efectos nocivos del sol sobre nuestra piel, y con razón. De los cuidados que debemos tener y todo lo que debemos utilizar para evitar la aparición de manchas e imperfecciones o incluso melanoma en nuestra piel. Pero la verdad es lo peligrosa que es la exposición excesiva al sol, al igual que la baja exposición solar. Hoy en Pharmacius os vamos a hablar de la importancia de la vitamina D3 en nuestro organismo, cómo podemos conseguir más en nuestro organismo y os recomendamos una gama de productos de farmacia (Solgar Vitamina D3, Casenbiotic gotas…) .

¿Qué es la Vitamina D3?

La vitamina D3 es una provitamina que se forma en nuestra piel. La fabrica el propio cuerpo cuando tomamos el sol.

Los rayos de sol sobre nuestra piel, siempre con precaución, tienen efectos positivos sobre nuestro organismo. La vitamina D3 es muy recomendada, sobre todo, a las personas que viven en zonas donde es muy poco frecuente ver un día soleado. Esta vitamina es como el sustituto natural del sol.

Aunque lo cierto es que nuestra piel es capaz de sintetizar esta vitamina sólo con la radiación solar, si tenemos deficiencias de vitamina D3 en el organismo también podemos obtenerla a través de ciertos alimentos o de complementos alimenticios.

La cantidad de vitamina D3 que podemos ingerir con la alimentación es bastante pobre, por lo que la manera más sencilla de aumentarla en nuestro organismo, si no podemos tomar el sol, es a través de complementos alimenticios.

Beneficios de la vitamina D3

La Vitamina D3 es muy importante e influye en nuestro organismo de muchas maneras diferentes.

Los beneficios que ejerce esta vitamina sobre nuestro cuerpo son:

  • Tener unos niveles correctos de Vitamina D3 en nuestro organismo nos ayuda a prevenir la osteoporosis, ya que actúa sobre nuestros huesos, manteniéndolos fuertes y sanos.
  • Esta vitamina tiene un efecto antidepresivo y evita los desordenes neurológicos.
  • Otra de las propiedades que tiene la vitamina D3 es su efecto antibiótico y antivírico. Gracias a esto, podemos evitar y tratar los resfriados y la gripe.
  • Potencia el sistema inmunológico que también nos ayuda a prevenir la gripe y los resfriados.
  • La vitamina D3, además, al ser un mediador en la absorción del calcio influye de manera directa en nuestra salud bucodental. Por tanto, la Vitamina D3 evita la aparición de periodontitis.

Vitamina D3 en bebés

Como hemos visto en el apartado anterior, la vitamina D3 es muy importante para los huesos. Por este motivo, todos los pediatras recomiendan dar vitamina D3 a los bebés en sus primeros días de vida.

La carencia de esta vitamina puede provocar una enfermedad en los niños llamada raquitismo. El raquitismo es cuando los huesos se vuelven débiles y elásticos, a consecuencia de que los huesos no son capaces de absorber el calcio.

Normalmente se recomienda la vitamina D3 en bebés que no están siendo amamantados, ya que en raras ocasiones se presenta un estado carencial de esta vitamina en los niños que están tomando leche materna.

El cuerpo consigue la vitamina D3 del sol, por tanto los bebés de aquellas mamás que no puedan exponerse al sol por alguna enfermedad o situación cultural, también deberán de tomar un complemento alimenticio que les aporte vitamina D3.

No hay que tener miedo a una sobredosis de vitamina D3, ya que nuestro organismo es capaz de eliminar el exceso de esta vitamina.

¿Dónde podemos encontrar la vitamina D3?

Como hemos dicho antes, nuestro cuerpo genera vitamina D3 cuando la radiación solar entre en contacto con nuestra piel, por lo que la principal fuente de vitamina D3 es el sol.

Entre los alimentos que nos aporta esta vitamina podemos destacar:

  • Salmón fresco salvaje
  • Sardinas
  • Atún
  • Champiñón Shitake
  • Yema de huevo

Aunque para poder reponer las carencias de vitamina D3 en el organismo deberíamos de comer muchísima cantidad de estos alimentos. Por este motivo, se han creado los complementos alimenticios a base de Vitamina D3.

Para elaborar estos comprimidos, los laboratorios extraen esta vitamina de la lanolina de las ovejas o de las plumas de algunos animales.

/