Saltar al contenido

¿Cómo tener una higiene facial profesional? Paso a Paso

Taking care of her skin

Pasos para tener una higiene facial profesional en casa

#1 Paso: Limpia tu piel con un gel especial para tu tipo de piel

Con un gel especial para ti, aplica el producto en tu rostro húmedo y masajealo suavemente, para luego retirarlo. Lava tu rostro como lo harías normalmente, pero si usas agua tibia puede ayudarte a abrir los poros para la posterior limpieza a profundidad.

#2 Paso: Depura tu piel con un exfoliante

Los exfoliante ayudan a eliminar cualquier impureza de tu rostro, remueven el tejido viejo y estimulan la regeneración celular. Es importante que recuerdes que los exfoliante fuertes se pueden usar en el rostro una vez a la semana o dos, dependiendo de las indicaciones del producto.

#3 Paso: Aplica vapor para abrir los poros y limpiar a profundidad

Para retirar puntos negros, granitos o la misma suciedad en los poros, es importante que apliques primero vapor de agua para dilatar los poros y que sea más fácil su extracción. Así no maltratarás en ningún sentido tu piel y evitarás posibles inflamaciones.

#4 Paso: Una mascarilla que active la regeneración celular

Las mascarillas tienen múltiples beneficios, pero después de realizar una limpieza como esta, se recomienda una que active la regeneración celular e hidrate tu piel. También pueden tener otras propiedades, pero sin duda la más importante es la renovación celular.

#5 Paso: Trata la piel con un serum especial para ti

Con el serum vas a realizar un masaje suave sobre tu piel para hidratar la piel maltratada y aportar algunos beneficios extras según el producto que selecciones. Un buen serum no debe solo hidratar, sino aportar brillo, luminosidad y debe tener propiedades que ayuden a la flexibilidad y elasticidad en la piel.

#6 Paso: Aplica una crema hidratante que nutra tu piel

Una crema hidratante de uso diario es el último para para una higiene facial profesional. Estas tienen una textura más untuosa y ayudan a restaurar tu piel a profundidad. Puedes usar la misma que usas en las mañanas después de tu rutina diaria, pero es fundamental que sea especial para tu tipo de piel y condición especial, así como debe tener factor de protección solar.

Gel limpiador

Los geles limpiadores deben elegirse en función del tipo de piel: mixta, grasa, seca o sensible. Lo mejor de ellos es que tienen una agradable textura acuosa.

Conocer tu tipo de piel y su estado es importante porque usar un limpiador para pieles grasas, por ejemplo, puede generar complicaciones como sequedad extrema o descamación en pieles sensibles.

Asimismo, un gel limpiador para pieles sensibles está formulado con componentes que no maltratan las pieles sensibles, cuidando de no provocar irritaciones, rojeces o sensaciones incómodas. Es normal encontrar geles limpiadores para pieles sensibles que contengan manzanilla, manzanilla y más, es cuestión de prueba y error cuál es el mejor para ti.

Así mismo, también tienes otros productos que puedes utilizar para limpiar tu rostro. Si necesitas al menos un extra de hidratación, las cremas limpiadoras o lociones más cremosas son una buena opción. También existe el agua micelar que se utiliza para eliminar impurezas, desmaquillar y además aportar otros beneficios como hidratación, calma, etc. según el tipo.

Exfoliante

Los peelings varían en intensidad, unos son más suaves que otros. Los exfoliantes de gel suave se pueden usar para la limpieza diaria, pero este paso requiere un exfoliante facial que elimine las impurezas y la piel muerta y permita la regeneración celular.

Lo más importante a la hora de elegir un exfoliante sigue siendo el tipo de piel y si padece alguna afección médica específica. Si tienes acné, enrojecimiento o piel sensible, lo mejor es comprar uno específico para tu situación.

Mascarillas

Las mascarillas se aplican después de abrir los poros con vapor y limpieza profunda. Estos tratamientos deben elegirse en función de tu tipo de piel, pero también en función del resultado deseado.

Las pieles secas y estropeadas necesitan una mascarilla ultrahidratante y renovadora, pero las pieles muy grasas o con una producción excesiva de sebo pueden beneficiarse de una mascarilla que hidrate, renueve y deje un acabado mate.

La selección de productos para tratar tu piel debe hacerse con mucho cuidado y responder a las necesidades de tu piel.

Serum

Los sérums tienen una textura muy líquida y deben aplicarse antes de la crema. El sérum se aplica para masajear y cuidar la piel ya profundamente limpia. Puede ayudar a cerrar los poros pero también como tratamiento específico según tus necesidades.

Crema hidratante

Elegir un humectante o una crema de día dependerá de tu tipo de piel, pero es importante elegir uno con un SPF medio o alto para evitar el daño que el sol le hace a tu piel.

Hay muchas marcas para elegir y con componentes naturales y de calidad. Puedes elegir una crema facial de uso diario que solo sea hidratante, pero hay muchos otros tipos como:Elegir un humectante o una crema de día dependerá de tu tipo de piel, pero es importante elegir uno con un SPF medio o alto para evitar el daño que el sol le hace a tu piel.

Hay muchas marcas para elegir y con componentes naturales y de calidad. Puedes elegir una crema facial de uso diario que solo humecta, pero también hay muchos otros tipos como la elección de crema hidratante o crema de día depende de tu tipo de piel, pero es importante elegir una con un SPF medio o alto para poder Para evitar los daños que el sol deja en la piel.

Hay muchas marcas para elegir y con componentes naturales y de calidad. Puedes elegir una crema facial de uso diario que solo hidrate, pero también hay muchos otros tipos como factor para prevenir los daños que el sol deja en la piel.

Hay muchas marcas para elegir y con componentes naturales y de calidad. Puedes elegir una crema facial de uso diario que solo sea hidratante, pero hay muchos otros tipos como: